Alejandrina Uribe-Betancourt Logoterapia

Resiliencia, recurso para salir adelante ante la frágil sociedad líquida

“Sociedad líquida” o “Amor líquido” pueden resultar a primera escucha términos abstractos o raros, pues no suelen ser parte del común de las conversaciones cotidianas. Sin embargo, y pese a lo extraño que puede parecernos la idea de vivir en una “Sociedad líquida” donde tenemos “relaciones líquidas”; se trata de una realidad cada vez más vigente en nuestro mundo contemporáneo, y que fue muy bien descrita por el sociólogo polaco  Zygmunt Bauman, creador del concepto de “Modernidad Líquida”.

Bauman acuñó estos términos para definir y explicar el estado volátil o frágil que caracteriza a la sociedad contemporánea. Donde los seres humanos vivimos en medio de valores que son poco sólidos, y donde predomina la incertidumbre debido a la vertiginosa rapidez con la que se producen los cambios sociales. Por lo cual, se han debilitado los vínculos humanos tal y como los conocieron nuestros padres y abuelos hace menos de un siglo. Donde las amistades, los matrimonios y hasta los puestos de trabajo eran para “toda la vida”. Estos ejemplos nos muestran valores y nexos que ahora son parte de nuestro pasado, pues hoy en día predominan lazos provisionales que no se mantienen en el tiempo o que son frágiles y por ende, nada sólidos.

    Lo efímero es el pan cotidiano de la sociedad actual; la cual bajo la excusa de “la flexibilidad” oculta un mundo de valores poco sólidos, donde el ser humano necesita ser resiliente y afianzar sus valores esenciales de vida, para poder fijar lazos firmes. Antes que esta modernidad líquida lo diluya en un sistema de vida precario; que está basado en lo transaccional donde no desarrolla nexos o lazos que permitan crecer y afianzar relaciones de verdadero compromiso.

    Estos conceptos fueron abordados por la Dra. Eugenia Rodríguez Ugalde en el Webinar titulado: “Resiliencia: Un recurso para el ser humano inmerso en una Sociedad Líquida” que ella dictó desde San José de Costa Rica para los estudiantes del Instituto Venezolano de Logoterapia y Análisis Existencial “Viktor Frankl”.  Rodríguez (2019) definió la resiliencia como: “el conjunto de procesos sociales e intrasíquicos que posibilitan tener una vida sana viviendo en un medio insano. La capacidad del ser humano de hacer frente a las adversidades de la vida, superarse e inclusive ser transformado por ellas”.

    Un concepto que guarda mucho en común con el brindado por el Diccionario de la Real Academia de la Lengua Española: “la capacidad de adaptación de un ser vivo frente a un agente perturbador o un estado o situación adversos” DRAE, (2018). Recordemos a su vez, que la persona resiliente desarrolla la habilidad para soportar situaciones límite, y transformar esas situaciones adversas en desafíos de los cuales logra salir aún más fortalecida. Rodríguez (2019) destaca al hablar de la resiliencia que la familia es una gran fuente de inspiración para que se desarrollen seres resilientes. Lo cual es fundamental cuando estamos inmersos en un mundo líquido, en el que existe el llamado “trabajo líquido” al que Bauman citó en su obra “Daños colaterales”. Rodríguez (2019) al hacer referencia al trabajo líquido de Bauman destacó:

“La presión es tan fuerte en los trabajos, que las personas buscan destacar a costa de lo que sea (…), porque las personas están bajo constante amenaza de perder sus empleos. Los gerentes renunciaron a su función de realizar la gestión y los trabajadores deben autogestionarse ante amenazas de despido. El ciclo de la excelencia de los trabajadores es recurrente, sino son descartados del sistema. (…) Vemos como el trabajo lleva a las personas ponerse metas y quererlas superar, a costa de su salud física y mental. Porque el enfoque de esta persona está en no ser desechada por el sistema”. 

     Por otra parte, Rodríguez destaca el poder de la familia como una fuente potencial para que el ser humano desarrolle su capacidad de ser resiliente. Porque en su núcleo familiar la persona puede aprender a desarrollar la mejor actitud para derrotar la adversidad.

     Explica Rodríguez que para ser resilientes hay que tener “Voluntad de sentido” es decir, la motivación del ser humano para encontrar sentido a su vida, incluyendo a las situaciones que le sean adversas y a su vez invita a las personas a desarrollar la “logoactitud”, que viene inspirada en la actitud enseñada por el creador de la logoterapia, el Dr. Viktor Frankl, de “decirle sí a la vida frente a cualquier circunstancia” y esto incluye los retos de la sociedad líquida.

     Por otra parte, Rodríguez destaca el poder de la familia como una fuente potencial para que el ser humano desarrolle su capacidad de ser resiliente. Porque en su núcleo familiar la persona puede aprender a desarrollar la mejor actitud para derrotar la adversidad.

     Explica Rodríguez que para ser resilientes hay que tener “Voluntad de sentido” es decir, la motivación del ser humano para encontrar sentido a su vida, incluyendo a las situaciones que le sean adversas y a su vez invita a las personas a desarrollar la “logoactitud”, que viene inspirada en la actitud enseñada por el creador de la logoterapia, el Dr. Viktor Frankl, de “decirle sí a la vida frente a cualquier circunstancia” y esto incluye los retos de la sociedad líquida.

     La logoactitud nos recuerda que estamos llamados a ser felices. Por ende, la resiliencia nos ayuda a conectar con nuestra esencia interior, autorrealización y paz a pesar del entorno.

Referencias Bibliográficas:

Real Academia Española. (2018). Diccionario de la Lengua Española [versión electrónica].                      

Madrid, España (23.a ed.). https://www.rae.es/

Rodríguez, E. (2019). Resiliencia. Un recurso para el ser humano inmerso en una Sociedad  

Líquida. M.A. García (Presidente), Diplomado en Logoterapia, Análisis Existencial y

 Sentido de la Vida. Webinar en Costa Rica. Recuperado en https://bit.ly/2IP5s68 (Vídeo)

LEAVE A RESPONSE

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Alejandrina Uribe-Betancourt es periodista, escritora, conferencista y coach. Como periodista ha ejercido en prensa, radio, tv (20 años de experiencia). Desde el 2010 está aprendiendo en el mundo online. En 2015 se certificó en Cosmiatría y Estética Integral. En 2017 se certificó como Coach de vida y practicante PNL. Es fundadora y editora de este portal donde ella comparte su pasión por los temas de bienestar, salud, belleza, estética. Unidos a su labor como facilitadora y coach de vida se enfocada en Desarrollo Espiritual & Personal, Salud Integral y Belleza Consciente. Alejandrina es la autora de la serie de libros llamada “Despierta Vive Consciente” cuyo primer texto: “7 Semanas de Inspiración: 49 Mensajes de Sanación” está disponible en nuestra tienda online.
× Comunícate con Alejandrina